Saludos de la Presidenta

Cuando en 2006 decidimos mi socio y marido José Moya y yo poner en marcha esta fundación, desde el principio quisimos